Entradas

Mostrando entradas de septiembre, 2007

Examen de ingenios para las ciencias

Imagen
Juan Huarte de San Juan publicó en 1575 una interesantísima obra: Examen de ingenios para las ciencias. Donde se muestra la diferencia de habilidades que hay en los hombres, y el género de letras que a cada uno responde en particular. Esta obra, tomada como fundamento de la Neuropsicología y precursora de la Psicología moderna, topó con la Inquisición, que la incluyó en su Index en 1584 y, pese a ser expurgada, ha pasado a la historia por ser un exhaustivo estudio de las diversas capacidades del cerebro humano, realizado con un moderno espíritu científico basado en la observación, el análisis, la revisión crítica de teorías anteriores y la formulación de hipótesis. Destaca también por la prevalencia que concede a las propiedades y categorías de la mente racional, con el consecuente arrinconamiento de los factores ambientales, y el poder de la enseñanza en el desarrollo de las habilidades que son consustanciales a cada sujeto, así como por anticipar el enfoque modular de la ciencia cog…

Biblioteca virtual del patrimonio bibliográfico

Imagen
Facsímiles digitales de colecciones de manuscritos y libros impresos antiguos que se conservan en las bibliotecas públicas del Estado pueden consultarse ya en Internet a través del web creado por el Misterio de Cultura.

Cerca de 250.000 páginas de casi 1.000 manuscritos e impresos con imágenes, que se podrán descargar y consultar por autor, título, fecha o época de escritura o impresión, en cualquiera de las lenguas oficiales en España y también en inglés.


Biblioteca virtual del patrimonio bibliográfico

El escritor es su escritura

Imagen
Cuando el escritor realmente escribe, hace Literatura, su trabajo es infinitamente superior a su condición. El gran escritor no existe; sólo es grande su obra. Un escritor no es nadie, es todo. Su escritura se despliega por todos los parajes posibles con trabajosa y depurada maestría. Dice lo indecible y a eso se reduce todo, a unas líneas escritas para quien sepa leerlas.

Un escritor no existe, es su escritura.

Sombras

Imagen
En septiembre de 1976, uno de los años más sangrientos de la dictadura militar, Jorge Luis Borges visitó a Pinochet en Chile y tras su encuentro manifestó: “Yo declaro preferir la espada, la clara espada, a la furtiva dinamita. Creo que merecemos salir de la ciénaga en que estuvimos. Ya estamos saliendo por obra de las espadas, precisamente". Tras este elogio a los atroces regímenes militares en América Latina, el tirano le condecoró con la Gran Cruz de la Orden al Mérito Bernardo O´Higgins.

El 19 de mayo de 1976 Borges almorzó en el Palacio de Gobierno de Buenos Aires con el dictador Jorge Videla y declaró a los periodistas: "Le agradecí personalmente el golpe del 24 de marzo, que salvó al país de la ignominia, y le manifesté mi simpatía por haber enfrentado las responsabilidades del gobierno.” Por entonces, los desaparecidos eran ya legión.

Gutenberg

Imagen
No se dispone de muchos datos sobre la vida de Gutenberg ni sobre su actividad, apenas se conservan una treintena de documentos que hablan de él y de su trabajo, pero sabemos que su nombre era Johann Gensfleisch y que el apellido Gutenberg proviene del nombre de la casa familiar. Nació en Maguncia, en el seno de una acomodada familia de orfebres, probablemente en la última década del siglo XIV.

Solicitó un crédito para formar una sociedad con Johann Fust y en el taller que crearon se imprimió la denominada Biblia de Gutenberg, de Mazarino o de 42 líneas, en 1456. Considerada habitualmente como el primer libro impreso, pese a que en la obra no figura ni la fecha, ni el lugar, ni el nombre del impresor.

Gutenberg aplicó sus conocimientos de las estampas y de los libros xilográficos para multiplicar la producción de libros y satisfacer la creciente demanda. La solución que halló fue el empleo de letras sueltas en la composición de páginas, algo que venía haciéndose desde hacía tres mil año…

Sancho Panza

Imagen
De “El Quijote” me gusta Sancho Panza. Alonso Quijano no podía caminar solo por esos mundos de Dios y en su segunda salida le acompaña Sancho Panza, “un labrador vecino suyo, hombre de bien -si es que este título se puede dar al que es pobre-, pero de muy poca sal en la mollera”.

Sancho Panza no será siempre así, a lo largo de la novela evolucionará, no sólo porque el autor irá perfilando y matizando al personaje, sino porque se va contagiando de la locura de su amo. Sancho decide acompañar a don Quijote en calidad de escudero, aunque no sabe muy bien qué significa, y sobre todo, engatusado por la promesa de unas ganancias y botines que don Quijote obtendría en sus aventuras. A partir del capítulo 7 aparece en la obra la pareja inmortal y con ella sus diálogos constantes, divertidos y suculentos, los cuales nos permitirán conocer a los dos personajes y evidenciar el contraste entre el sueño caballeresco y la realidad tangible, la locura idealizadora y la sensatez elemental, la ingenuid…