El "Fahrenheit 451" de Elizabeth Perez

En el mundo futurista de Fahrenheit 451, los libros son objetos prohibidos y los bomberos se encargan de convertirlos en cenizas. De los centenares de portadas que se han diseñado para la famosa obra de Ray Bradbury, la que realizó Elizabeth Perez para The Austin Creative Department es de las mejores por su tremenda originalidad. En cada ejemplar, la última cifra del título es una cerilla que el lector puede encender utilizando el lomo del libro y manifestar así su pasión por la novela incinerándola.

Comentarios