Biblioteca de Alejandría



Inclinada 26 grados hacia el mar, la actual Biblioteca de Alejandría, gracias a la combinación de vidrio y acero de su estructura, proyecta luz sobre el Mediterráneo y nos recuerda al antiguo faro que guiaba a los barcos que acudían a la ciudad.
 
El 415 fue un año negro para la humanidad. Una turba de exaltados fanáticos dirigidos por el arzobispo Cirilo llegó a las puertas de la Biblioteca de Alejandría y prendió fuego a mil años de trabajo de las civilizaciones clásicas.
Los diseños de la máquina de Anticitera, la primera calculadora que ideó el hombre; de máquinas de vapor; de sistemas de riego; de todo tipo de artefactos e ingenios ardieron junto a 116 obras de teatro de Sófocles, tratados de Matemáticas, Astronomía, Física, Filosofía… Medio millón de obras se convirtieron en cenizas, y así la humanidad dio un inmenso salto hacia atrás y sobrevino una época oscura que tuvo su culmen en la Edad Media.
El artífice de tamaña atrocidad fue canonizado.

Comentarios