La metamorfosis revisada

El 17 de noviembre de 1912, Kafka escribió a su prometida Felice Bauer que estaba trabajando en una historia que le atormentaba. La historia era La metamorfosis, una de las obras literarias más famosas. La narración nos cuenta cómo Gregor Samsa despierta una mañana transformado en un gigantesco insecto y sus esfuerzos para afrontar su absurda situación.
La metamorfosis ha suscitado siempre debates sobre la mejor forma de traducirla en inglés desde el alemán original. La primera frase: "einem ungeheuerem Ungeziefer", se ha examinado exhaustivamente porque determina en qué se convierte Gregor. El adjetivo "ungeheuer" significa "monstruoso" o "enorme" y queda claro su significado, pero "Ungeziefer"… La palabra significa que un animal no es apto para el sacrificio y la vaguedad de Kafka al elegir la palabra hace que, pese a las descripciones del cuerpo de Gregor, no sepamos a ciencia cierta si se trata de "bicho", "escarabajo" o "insecto".
El año pasado, Susan Bernofsky, directora de la traducción literaria en la Universidad de Columbia, Nueva York, publicó su propia versión del texto de Kafka. ¿Cómo ha solventado ella la traducción de la primera frase? La acepción de "Ungeziefer" más aceptada es "bichos", pero Bernofsky va un paso más allá y opta por "una especie de insecto monstruoso", con ello intenta mantener la ambigüedad que Kafka le dio al texto.

Comentarios