Allen Ginsberg y su Aullido


Allen Ginsberg lee su poema Aullido por primera vez
en un recital en San Francisco (1995)

Comentarios